RUDI SCHOLDIS Y SUS CREACIONES DESDE EL CORAZÓN

  • Durante la pandemia realizó una introspección de los momentos vividos, y creó una preparación cada mes.  Esta es una interpretación desde lo que más ama y conoce,  la cocina.

El chef belga Rudi Scholdis, a cargo del primer bistró contemporáneo de Chile, Amandine, con más de 35 años de trayectoria, en restaurantes con tres estrellas Michelin, se conectó a través de su cocina con lo que está ocurriendo en Chile y en el mundo durante el 2020 y este 2021 y lo plasmó en 12 platos excepcionales, ahora nuevamente en el encierro su cerebro ha vuelto a crear.

Scholdis creó para marzo pasado “la doute”, caracterizado por la duda, ese no saber qué se viene, ni cuánto duraría este extraño virus, y lo concretó en una preparación de carne de res en cuatro pasos: carpaccio, tártaro, tataki con salsa de wasabi y brocheta de filete forestiere.

En abril, él y muchos chilenos vivieron “la incertidumbre”, porque había información de Europa y de Asia, pero nada era claro y decidió preparar un costillar de cordero con costra de perejil, salsa de mostaza dijon, acompañado de gratin de papas y judías verdes en panceta.

Para el mes de mayo, se sabía que la enfermedad se había desplegado con fuerza en el país,  comenzaron los problemas de las camas críticas y vino “el caos”, lo que se tradujo en un tártaro de betarraga y queso de cabra,  con ensalada de rúcula, tomate cherry y queso parmesano.

Junio y julio, dos propuesta para “el desastre”, cuarentena total y un alza en número de contagiados retratado en un filete de esturión en salsa bouillabaisse y azafrán de champiñones de parís, papitas al horno y también, una baguette de carne de res molida con queso de cabra, cebolla confitada y pesto de cilantro.

Durante los meses siguientes, agosto “la nostalgia”, octubre “los recuerdos”, noviembre el “temor”, diciembre “la ruleta” y enero “la esperanza” fueron diferentes creaciones que ponen de manifiesto un sentimiento que no solo lo embargaba a él, sino que a gran parte del país y del mundo. Y culmina febrero con “nuevos comienzos”. Hoy de vuelta al encierro total, sus ingredientes vuelven a mezclarse para continuar creando desde el corazón.

Preparaciones únicas y que conectan con los sentimientos y sensaciones vividos por un chef extranjero recluido en su campo del sur, que mira con tristeza el duro escenario sanitario de Chile durante el 2020 y 2021. “Porque las emociones de un cocinero solo pueden plasmarse en sus preparaciones, esa es la manera de canalizar y crear, aprovechando todo el universo de emociones que se generan, seguro, no he sido yo el único chef que ha tenido inspiraciones asombrosas y profundas, porque esta pandemia a todos nos ha tocado, y qué mejor que compartir con nuestros comensales recetas desde el corazón”, destaca Rudi Scholdis.

Creaciones que continúan en estos meses dónde el escenario sanitario aún es complejo a nivel nacional pero llenos de creatividad y talento.

COVERCOOK ´N COCKTAILS COCINANDO CON EMILIO PESCHIERA

Desde COVERCOOK ´N COCKTAILS el chef Emilio Peschiera se ha reinventado en estos tiempos cambiantes para el rubro gastronómico. “El año pasado cuando recién entramos a cuarentena, se me ocurrió auto-grabarme, recuerdo que cociné unos porotos granados que quedaron fantásticos, lo compartí en las redes y le fue bastante bien, de ahí nació la idea de hacerlo de una mejorada, buscarle un nombre y seguir cocinando, a mi estilo, escuchar música y pasar un buen momento cada semana”, comenta el chef.

De esta manera  Emilio Peschiera comparte, cada semana, su pasión por la cocina y la música, cocina en su casa, comenta “covers” de su preferencia, mientras canta prepara recetas clásicas y sencillas (no sólo de la cocina peruana),  videos que sube cada viernes a sus redes sociales;  pero como la buena cocina  se tiene que acompañar con tambiénclásicos aperitivos, los miércoles nos sorprende con CoverCocktails, compartiendosus tips personales para preparar desde un pisco sour hasta un GinTonic.

Entretenido, cercano y con buenos datos para comprar los ingredientes (proveedores que tienen delivery y takeaway), CoverCook es una tribuna para pasar más que un buen rato cocinando junto a este reconocido chef peruano, que desde ahora nos invita a su casa cada semana, después de más de 35 años en que nosotros lo visitábamos en sus restaurantes.

Cuentas IG:

@emiliopeschiera

@covercook_

EL SONIDO DE LA COCINA: LA MEJOR COMBINACIÓN ENTRE MÚSICA Y RECETAS

  • Los ex Master Chef Karen Saavedra y Jeffry Bastías publicaran su primer libro, en el que combinaron dos de sus grandes pasiones: canciones y comida. Según cuentan, esta idea la tenían en mente desde que dejaron el programa de Canal 13. 

Sin dudas Karen Saavedra y Jeffry Bastías salieron con algo más que exposición mediática de la temporada 2019 de MasterChef. Es que se hicieron tan amigos, que les fue natural seguir trabajando juntos en diferentes proyectos como, por ejemplo, su canal de Youtube. Y ahora un libro llamado “El Sonido de la Cocina”, en el que unen música y recetas.

Según cuentan, este texto “es una de las tantas ideas que se nos pasó por la cabeza al terminar el programa. Nos encanta subir recetas y videos visitando picadas, recibimos muchos comentarios positivos de la gente, entonces pensamos y no encontramos nada mejor que hacer un libro. Esto es nuestra pasión y compartirla con la gente es uno de los mejores regalos que nos dejó MasterChef”.

Para ellos cocina y música van de la mano. Indican que la cocina en sí es música, lo que se evidencia cuando se golpea la olla. O, cuando suena el aceite con papas fritas. “Que mejor que juntar estos dos mundos para formar la que para nosotros en mágico”, señalan los cocineros.

Además, Karen y Jeffry señalan que, “la gente que compre el texto conocerá una parte muy íntima de nosotros, porque muchas veces lo que no podemos decir lo expresamos en canciones, de esa misma manera vemos la cocina”.

Finalmente, “El Sonido de la Cocina” es un libro que reúne más de 60 variadas recetas, las que están divididas en secciones como: al ritmo de la salsa, notas dulces y acordes salados. “Recetas fáciles y algunas con mayor complejidad. Cada plato trae una reseña histórica mostrando un poco de su procedencia, y claro, las canciones que escogimos para el libro”, dicen Karen y Jeffry.

Este libro ya se encuentra disponible en Trayecto.cl a $20.000, en y las mejores librerías del país como Antártica, Qué Leo, etc.

CATADOR WINE BARRA «CHASCONEA» SU CARTA ACORDE A LOS NUEVOS TIEMPOS

No es ninguna novedad que el Barrio Lastarria y su polo gastronómico se ha visto tremendamente afectado desde aquel 18 de octubre pasado, en el que comenzó el estallido social. Después vino la pandemia. Y desde ese entonces, a la fecha, se han hecho innumerables esfuerzos por parte del gremio por salir a flote. Es una batalla que muchas veces se ha perdido y de la que se intenta salir victorioso. Es una guerra que aún no ha terminado.

Con estas condiciones, son varios los restaurantes que han debido dar un giro a su oferta de comidas y bebidas; adaptar terrazas, deliverys y cartas, son solo algunas de las herramientas utilizadas para reestablecer el goce y la alegría que cientos de comensales entregaban en torno a la buena mesa hace algún tiempo atrás.

Así también lo tuvo que hacer Catad´Or Wine Barra, el restaurante especializado en vinos a los pies del hotel Cumbres Lastarria. Allí, su chef Jorge Seguel, creó alternativas más frescas, simples y honestas, con el fin de adaptarse a los que los comensales del sector estaban buscando, sumado a una atención de primera, un sello que nunca se ha perdido.

Como una carta fácil de almacenar y despachar, definen esta nueva propuesta que, entre sus entradas y sándwich, nos sorprender con una colorida Ensalada de la Casa ($7.500) con mix de hojas frescas, palmitos, tomates confitados, aceitunas verdes, habas tostadas, queso parmesano y dressing de aceto con frambuesas. Esta vez, acompañada de Salmón Ahumado. También presentan unos aplaudidos y sencillos Calamares a la Romana, o apanados ($4.900) servidos con crema ácida que potencia todo el crunchi que entrega.

De sándwiches, pude probar la Plateada Luco ($7.900) con 180 grs. de carne mechada asada, cubierta con queso chanco de campo, de mordida generosa, llenadora. Este tipo de alternativas responde a la búsqueda de una carta pensada en formato «bar». Para los vegetarianos, el Veggie ($6.500) es un falafel de garbanzo, queso fresco, tomate
confitado, pepino, mix de hojas y aderezo de yogurt.

Los vinos son un infalible en Catador Wine Barra, no por nada son especialistas en ellos. Siempre se puede encontrar un buen maridaje en su oferta.  Blancos, rosé, tintos, tintos ligeros, espumantes. No dude en preguntar sugerencias para sus platos. También hay alternativas sin alcohol.

Y hablando de platos, la Entraña de Res ($11.300) acompañada de papas trufadas, chimichurri y mantequilla de hongos, se complementa como un tremendo mix, cálido, con acidez, se siente casero. Al igual que el Pecho de Cerdo confitado ($9.900) acompañado de polenta con manzanas verdes y betarragas ahumadas con reducción de chancaca. Una carne con capa crocante y fondo en buenísima cocción. ¿Ven cómo viene presentada la polenta? El toque creativo y lúdico no se pierde en la carta del chef Seguel.

Un plato atractivo y muy sabroso resultó ser el Risotto de Camarones y Coco ($9.900) acompañado de pulpo asado, cremoso y cálido, de aquellos para cucharear sin parar, con un grano que logra una cocción correcta y un pulpo que entrega textura en cada bocado.

De la mano virtuosa del pastelero Felipe Arias, aquí los postres parecen cobrar vida propia en Catador Wine Barra. Creaciones entretenidas, diferentes, coloridas y explosivas, sí, literalmente explosivas. La Bomba de Maracuyá ($4.300) es un mousse de chocolate blanco relleno de maracuyá y salsa tropical, toda una sorpresa. Estalla en tu boca, es cítrico, cremoso. Una delicia.

Al igual que la Esfera de Chirimoya Alegre ($4.300) un cremoso de chirimoya y gel de naranjas, sobre crumble de vainilla. Rememora casi a la perfección ese helado de Chirimoya Alegre que, antaño, uno saboreaba por solo $100 arriba de la micro. ¡Cuánto quisiéramos que volvieran esos tiempos!

Catador Wine Barra está con todas las medidas de sanidad y protocolos exigidos por la autoridad, con terraza interior y exterior para recibir a sus comensales.

¿Dónde? José Victorino Lastarria 299, Santiago.

¡ATREVIDA! ASÍ ES LA NUEVA APUESTA DE GALPÓN ITALIA EN SU REAPERTURA

Marzo 2020. Última salida a reseñar, ignorando los meses de encierro y paralización (casi) total del rubro de la gastronomía. Noviembre 2020, comienzo a formar las palabras de esta nueva reseña, aún en pandemia, pero la que da inicio a la nueva normalidad a la cual poco a poco nos hemos tenido que acostumbrar.

Y creo que no pude elegir escenario mejor para volver a las andanzas sibaritas que ir a conocer lo nuevo de Galpón Italia, de mi querido Luis Aurelio Garay a quien describiría como rupturista y atrevido, proponiendo cartas prolijas en un barrio que es más chascón, como es el Barrio Italia. Su partner en esta nueva aventura; Yefry Avilera, un bartender de experiencia internacional que le hace el match perfecto al chef, porque él también se atreve a sacarnos de la zona de confort.

La nueva carta se compone de platos fríos, platos calientes, carnes, pescados, hamburguesas, sanguchitos y postres. En ellos, encontramos lo que usualmente Luis Aurelio acostumbra a presentarnos; color, niveles, texturas y juegos divertidos. No se puede no pensar en aquello al ver el Ice Fish ($6.900) presentado como si fuera un helado, con cono incluido, que lleva ceviche mixto de salmón y reineta macerado en betarraga con crema helada de palta, ajo tostado, salsa de ají amarillo y trigo mote suflado, que entrega el crunchi que todo buen ceviche debe tener.

Sorprende también el plato de Coles Asadas ($4.900) que cual misterioso bosque encantado decora solo la mitad del plato y que en cada cucharada mezcla con entusiasmo la coliflor y la col morada asadas, servidas sobre salsa blanca perfumada en cardamomo, hojuelas de ajo frito y perejil crespo fresco. Además, el infalible Pulpo ($9.700) cocinado a baja temperatura por siete horas, logra mantener su forma y consistencia, sobre cuscús de clorofila de espinaca, puré de calamar, salsa de cochayuyo con res y mayonesa de betarraga.

Esta nueva apuesta culinaria, resguardada por estrictos protocolos sanitarios tanto en el personal de Galpón Italia, como en sus instalaciones, te hace cruzar por diversas emociones; te sorprendes, sientes curiosidad, rememoras sabores del pasado y sientes mucha calidez. Este último, es el calificativo perfecto para el plato de Chupe de Queso ($5.200) de esos que se puede cucharear infinitamente, por minutos, hasta llegar al final y saborear cada bocado de guiso de pan y queso mantecoso, papa, cebolla y comino, sus zanahorias asadas y mermelada de zanahoria con su vibrante color y parmesano con ceniza vegetal.

Y la magia no es algo extraño en la cocina de este virtuoso cocinero oriundo de Petorca, pues el Camarón Curry ($6.900) se monta sobre un caldo de col morada que cambia de color y se contrasta de manera brillante con la cocción en curry rojo, la palta, el cebollín, el limón y la menta. Se acompaña de tostadas.

La coctelería de Yefry Avilera podría correr por carril propio perfectamente, pero si la maridamos con los platos de Luis Aurelio hay un equilibrio de locura que se agradece mucho. Uno, dos y tres sorbos fueron necesarios para descubrir mi gusto por el Machu Picchu ($6.100) un coctel de Pisco Barsol, St Germain, puré de maíz, syrup de ají amarillo y yuzu-limón. Diferente y fresco, como la mayoría de las otras seis de las siete maravillas -literalmente- que forman parte de esta ambiciosa y genial apuesta.

También puedo destacar el Petra Jordania ($6.100) con Gin Beefeater, cordial Mediterráneo, syrup Kaffir lime, tzatziki de menta y cilantro y jugo de pomelo. Inquietante y con cuerpo, con sabores dignos de ser descubiertos. Por otra parte Coliseo Romano ($8.100) se compone de Vodka Ciroc, Cordial Milano, Syrup red dragón, jugo de
pomelo y splash tónica. Trae unos chips de plátano frito para acompañar, otorgando toques de dulzura. Tragos que se arman en base a insumos y sabores primarios bien trabajados, pero que en su conjunto, nos llevan a sacar nuestras propias conclusiones.

¿Dónde? Galpón Italia, Avenida Italia 1175, Providencia.

COCINANDO EN CASA CON TWITTER

En tiempos de cuarentena mundial, las personas buscan maneras para divertirse y pasar el tiempo. Siguiendo recomendaciones, algunos valientes decidieron aventurarse en el mundo gastronómico y estos son algunos de los resultados en forma de Tweets.

El COVID-19 y la emergencia de salud global han creado en Twitter una comunidad más fuerte y unida, en donde las personas en Chile no solo han usado Twitter para encontrar las noticias más recientes sobre el virus, sino también para conectar en tiempos de distanciamiento social con Hashtags como #QuédateEnCasa para evitar que se propague el virus.

Twitteros han compartido sus experiencias en la cocina y diferentes recetas. De esta forma, han logrado ayudarlos a evitar el aburrimiento, pulir las habilidades culinarias de sus seguidores  e incluso crear una red de apoyo y compañía durante el período de cuarentena.

@Worrissey es panadero y a través de su cuenta ha creado Hilos donde comparte recetas para que sus seguidores puedan hacer distintos tipos de pan, así como sus mejores tips de repostería. Él ha recibido numerosas respuestas de la comunidad Twittera que se han aventurado con sus recetas.

Otras, como la periodista Ana María Sanhueza (@am_sanhueza), que intentan aventurarse en la cocina. En otros casos, la práctica hace al maestro.

Dalal Halabi (@dalalhalabi) también es periodista y cocinera. La comida árabe es su pasión y, durante estos días, ha compartido las recetas para cocinar en el período de aislamiento y mostrando sus resultados a través de Twitter.

Carlos Reyes (@UnoCome) es autor de “Viaje al sabor: Crónicas Gastronómicas de un Chile que no conoces”. Él, en conjunto con La Hora del Museo (@Lahoradelmuseo), el programa radial del Museo Histórico Nacional (@mhnchile), están compartiendo un podcast en el que conversan sobre las historias que se pueden encontrar en el libro de Reyes. Este podcast es del 2016 pero, debido a la contingencia, el museo ha buscado una manera de reinventarse y en Twitter encontró el servicio ideal para lograrlo.

Las conversaciones que ocurren en Twitter son diferentes a todo lo que sucede en otros lados.

¡Súmate a la conversación y conecta con lo que está pasando en tiempo real!

 

¡LLEGÓ EL CIRCO A PROVIDENCIA! (OJO QUE ESTÁN CON DELIVERY)

Nota: al momento de escribir esta reseña, no se declaraba la cuarentena voluntaria y/u obligatoria en nuestro país a raíz del Covid-19, la que obligó al cierre de cientos de restaurantes en Santiago, entre ellos, El Circo, pero que hoy están buscando reinventarse con despachos a la puerta de tu casa a través de Uber Eats y Pedidos Ya. 

Sencillo y lleno de sabor. Así es El Circo, un nuevo proyecto del chef Criss Vargas, quien antes se hizo cargo de la connotada cocina de la Casa Combi -aún en pie- de la Fuente Manquehue y de Cara de Peskao. El talento en la cocina le sobra.

Tengo la suerte de ya conocer su mano y sabía más o menos a lo que iba en El Circo. Cocina simple, abundante y enjundiosa, que espera a sus comensales en Providencia, debajo de las Torres de Tajamar, cercano a un connotado local nocturno.

La función comienza con un plato que quise probar desde que lo vi. No es nada del otro mundo, pero los Macaroni and Cheese, llamados Krusty en carta ($5.500) -en honor al vicioso payaso de Los Simpson- son suaves y tersos, cocinados y salteados en mantequilla, acompañados de salsa de queso y crocante tocino. Al menos yo, no pude parar de comerlos.

Todos los platos de la carta de El Circo hacen referencia a famosos payasos, actos inolvidables y circos del mundo. Y si bien tienen Fish and Chips, platos calientes y pescado,  los sánguches, son el fuerte. Aquí, dos de ellos; La Tragasables (5.900) es una clásica hamburguesa casera rellena de queso cheddar -puedes pedir tu punto de cocción- acompañada una vez más de tocino, aros de cebolla apanados, huevo frito, pepinillos y salsa bbq. Una mezcla infalible para cualquier hamburguesa bien preparada, a la que le chorrea el huevo para hacer todo más húmedo. Se acompaña de hartas papitas.

Por otro lado, el Circo de Moscú ($5.500) es un sánguche de pescado de merluza frita con ensalada chilena, lechuga, ají oro y mayo casera en pan ciabatta. Fresquito y bien crocante, lleno de color y jovialidad en boca. También viene con papas.

La genialidad de las papas fritas con diferentes toppings, es parte del sello de lo que hace Criss Vargas, porque comprende todo el match que puede haber en ellas; son simples de preparar, fáciles de comer, aportan color y sabores crujientes y todos las amamos. Por ello, probé las Papas Copucha ($3.500) que además de bien presentadas, son interesantes de comerlas, porque traen mermelada de pimentón, champiñón salteado, pesto, tomate asado y queso vegetal, un juego bien pensado de sabores.

La función de El Circo está en receso (pero no olviden que están repartiendo a domicilio) y esperamos que regresen pronto, con bombos y platillos, para dar a conocer su oferta y se llenen del aplauso del público que tanto está necesitando el rubro gastronómico en estos momentos.

 

 

LA NECESARIA ADAPTACIÓN DE PUNTO OCHO EN CUMBRES LASTARRIA

El restaurante del octavo piso del hotel Cumbres Lastarria está ubicado en una de las zonas más afectadas por el estallido social, en la calle del mismo nombre. Es por ello que, ante la baja inminente de huéspedes y comensales, así como ha ocurrido con todo los sectores cercanos a Plaza Baquedano, han tenido que tomar medidas.

De la mano del sous chef Jorge Seguel, esta vez decidieron tener solamente un menú ejecutivo con un valor único de $13.900, con una sabrosa variedad de platos inspirados por la cocina chilena. Esta alternativa, se compone de tres opciones de entradas, tres opciones de platos principales y tres opciones de postres, más café, té o infusión y una copa de alguna buena cepa de la casa.

Este menú solamente se ofrece a la hora de almuerzo de lunes a viernes y se podrán encantar con platos ricos como la Crema de Porotos o los Camarones Tempura con Ostión a la Parmesana y Sour Cream. Pura «inspiración nacional» comenta el sous chef Seguel. Si tienen la posibilidad de probar -y que esté dentro del menú- los Ñoqui a la Carbonara, háganlo. Son sencillamente exquisitos, con láminas de parmesano y un huevo pochado cocinado con una minuciosa técnica de cocción lenta de más de media hora a unos 64°. También hay opciones de carne como la Malaya de Cerdo Rellena de Zarzaparrilla y Arroz Basmati o pescados como la Merluza con Hummus y Espárragos Glaseados. 

¿El postre? tan sofisticado como podría ser pedirlo por carta.

¿Dónde? José Victorino Lastarria 299, Santiago.

 

GALPÓN ITALIA: EL GOLPE DE ENERGÍA Y SABOR QUE FALTABA EN EL TRADICIONAL BARRIO GASTRONÓMICO

¡No deja de sorprenderme! Definitivamente me gusta mucho todo lo que hace el chef Luis Aurelio Garay, mente creativa tras los pasados proyectos 17°56° y Warú (que se extraña). Hoy, está a la cabeza de Galpón Italia, un espacio destinado a los más ricos manjares en torno a la parrilla y con valor agregado en una maravillosa coctelería. La estética industrial y el arte se toman los espacios abiertos del lugar.

Este concepto de picoteo con los amigos, busca que pidas algún buen corte de carne, que vienen en tablas, y lo acompañes de un complemento. Entre ellos, las Berenjenas ($4.800) grilladas a la parrilla, suaves y de sabor muy homogéneo. O el Pimentón Relleno ($4.700) que viene con una mayo de merkén que pica, pero que tiene un rico juego de sabores con el pino de quínoa. La presentación ambos platos son cuento aparte.

La tabla de Malaya de Cerdo ($7.900) es una buenísima elección, bien cítrica, porque viene al limón, con papa mechuñe -del enorme jardín de la papa chilota-, mermelada de zanahoria y menta. Con capa crocante y exquisito sabor.  Y si busca una carne que no esté parrillada, puede irse a la segura con el Crudo de Res ($6.900) -Ganso al igual que la carne de las hamburguesas-machacado y bien sazonado con especias, con una novedosa mayonesa de ceniza vegetal, brócoli asado, pepinillos y alcaparras.

Y si nos vamos directamente al estelar, que son las carnes de corte americano, la Tabla Mix ($15.900) trae generosos 500 gramos que se conforman de Lomo Vetado, Flat Iron y Entraña los que, a la parrilla, se dejan sentir con el sabor y la textura de una carne bien preparada. Además, todas las tablas vienen acompañadas de papas nativas con chimichurri y vegetales asados. Ojo, que también hay una tabla de vegetales como alternativa verde.

¿Hablemos de la tremenda coctelería que tiene Galpón Italia? Porque Yefry Avilera, un gentil y talentoso venezolano, se luce con las creaciones. De entradita partimos con la Poetisa que se compone de pisco St Germain, Campari, jugo de limón e hibiscus, muy refrescante y herbal con ese contraste dulce y amargo que fascina. Por otro lado está el Artesano, que es muy fácil de tomar, por lo que debe tener cuidaaaado. Trae gin, mezcal, jugo de maracuya, limón, Aperol, frutos rojos y syrup y se siente simple y honesto en boca. ¿Otro más? Caribbean Mule tiene carácter y es muy refrescante, de sabor curioso que incita a descubrirlo. Todos, tienen un precio único de $6.500.

Las Setas en Tomatada ($4.600) son el plato cuchareable de Galpón Italia. Son cuatro champiñones rellenos con pino vegetal y parmesano gratinado, sobre salsa de tomate con albahaca, láminas de más queso y aceite de trufas ¡Puntos extra! Sabor con fuerza pero de sensación sedosa y ácida.

Y, como todo lo que hace Luis Aurelio Garay es atrevido, no me asombró cuando me contó que había llegado a la mesa un postre de Cebolla y Pimiento ($3.500) que es básicamente una cebolla -haciendo alusión al vegetal con que se limpia la parrilla- asada con azúcar rubia, pimiento molle y helado de vainilla al bourbón. «Es una locura mía», me comenta Luis junto a la mesa y claro que lo es, pero el resultado es realmente fascinante, no la pase por alto.

¿Dónde? Av. Italia 1175, Providencia.

 

PREPARA UN RICO DESAYUNO CON ESTE SUPERALIMENTO PARA EL 14 DE FEBRERO

Los expertos aseguran que el desayuno es la principal comida del día. Entonces, para este próximo Día de los Enamorados, podría ser una gran idea sorprender a tu pareja o a esa persona que amas con una deliciosa preparación en base a un superalimento: el huevo.

Preparar un rico desayuno en pareja para este próximo Día de los Enamorados con un ingrediente vital para todos y que se transforma en una de las mejores formas de partir el día de manera saludable, como el huevo, es una de las sugerencias de la chef Ángeles Vergara.

“El huevo siempre es bienvenido y es más masivo cuando se prepara al desayuno. Para este 14 de febrero, recomiendo desayunar unos ricos huevos benedictinos, pochados o unos huevos fritos con tocino. El huevo pochado se puede hacer fácilmente en alusa plast; lo pones en una taza, le untas aceite de oliva, le das vuelta el huevo adentro, sal, pimienta y lo cierras amarrado. Lo metes al agua hirviendo hasta que esté cocido, lo sacas del alusa y tienes tu huevo poché”, recomienda.  Con esta técnica también puedes hacer un desayuno familiar del Día de los Enamorados y poner en cocción 6 bolsitas de huevos pochados de una vez, por ejemplo.

Ángeles, asegura que un buen desayuno nunca te quita horas del día, pero si quieres hacer algo con mayor producción, lo mejor es que te organices desde el día anterior. Además, destaca que el huevo es un alimento muy accesible en cuanto a precios y que tiene un aporte nutricional y proteico inigualable, es versátil, rico y siempre lo tenemos en la casa. El huevo, siempre será un gran invitado para que el desayuno sea más completo.

“Comprar huevos en un lugar como Santa Marta, que cumple con todas las normas y tiene la seguridad de que las gallinas están siendo cuidadas, te reduce en gran medida la posibilidad de contraer salmonella. Si fueras a consumir un huevo crudo, lávalo –exactamente- antes de comerlo, no antes de guardarlo, porque eso puede ser muy peligroso ya que, al lavar la cáscara, la dejas más expuesta a la absorción de gérmenes y bacterias y puede existir contaminación cruzada”, apelando a tener un consumo responsable.

Recetas

HUEVO POCHE

Ingredientes:

1 huevo Santa Marta

1 pedazo de alusa plast

1 cucharada de té de aceite oliva

Sal / pimienta

Preparación:

1.- Pon agua a hervir. Mientras, corta un cuadrado de alusa plast y pinta en centro con aceite de oliva tómalo y ponlo en una taza.

2.- Con mucho cuidado parte un huevo dentro del alusa y tomando sus puntas formaras un saquito presionado suavemente para que el contenido quede con su forma redonda y lo cierras haciendo un nudo o amarrándolo. Reservar.

3.- En una ollita viertes el agua caliente y tomas el saquito y lo echas al agua hirviendo por 3 minutos y medio para que quede como el de la foto. Si te gusta más crudo disminuyes el tiempo y en caso contrario aumentas.

4.- Al pasar los 3 minutos y medio lo sacas del agua y lo llevas al plato para sacarle con cuidado el alusa y poder presentarlo como huevo poche. Le puedes poner unas gotitas de aceite de oliva, sal y pimienta al gusto.

HUEVO A LA COPA

Ingredientes:

2 huevos Santa Marta

Ciboulette picado

Sal gruesa a gusto

Pimienta al gusto

Preparación:

En una olla cocinar los huevos a partir de agua fría; cuando el agua empiece a hervir (verás que empiezan a aparecer burbuja tas) tomar 3 minutos, pasado el tiempo sacarlos del agua. Con un cuchillo dando golpecitos, saca la parte de arriba del huevo como sale en la foto. Pon tus huevos en un posa huevos y agrega en la superficie en cada uno de ellos ciboulette picado, sal gruesa y pimienta al gusto. Al momento de servir acompaña tus huevos con pan a elección tostado.

HUEVOS NUBE

Ingredientes:

2 huevos Santa Marta (separar claras de las yemas)

Sal y pimienta al gusto

Semillas a elección

Preparación:

Calentar horno a 180C.

En un bol pon las claras, sal y pimienta al gusto y bate a nieve.

En una lata pon papel mantequilla y separa en dos círculos las claras a nieve. Con la ayuda de una cucharada respeta la forma circular y en el medio formas con la parte de abajo de abajo de la cuchara un nido para poner la yema (mira la foto) en el centro.

Llevar al horno unos 3 a 4 minutos.

Una vez listo saca y retira el papel para poder servir tu huevo nube en una tostada o en un plato acompañado de una ensalada.